Chis Mexico
Sin categoría

La experiencia Black Lives Matter no me obsesiona, pero me ha ayudado: Boyega

Foto

▲ Boyega debutó a los 19 años en la actuación.Foto tomadas del Facebook del también intérprete de Finn en la saga de La guerra de las galaxias

Nicole Vassel

The Independent

Periódico La Jornada
Jueves 30 de marzo de 2023, p. 7

John Boyega, a quien recordamos como Finn en la saga La guerra de las galaxias, dice que desde el inicio de su carrera sabía el tipo de proyectos en los que deseaba participar, luego de egresar de la escuela de arte dramático: Quiero algo que pueda ser identificable, pero único.

Desde su primer papel como joven luchador alienígena en Attack the Block (2011) o interpretar un soldado de asalto en La guerra de las galaxias en tres de las películas de la franquicia (2015-2019), hasta hacer de guardia de seguridad acusado injustamente de asesinato, el actor, de 31 años ha interpretado una rica gama de personajes.

No hago papeles que se relacionen conmigo, explica a The Independent. Siempre tienes que hacer algún tipo de investigación, aunque sea alguien de tu propio entorno.

Cuando Attack the Block llegó a los cines, tenía 19 años, pero hizo su debut en el Teatro Nacional cuando todavía era estudiante antes de entrenar a la Identity Drama School de Londres. Su reciente papel en el cine pone a prueba aún más sus habilidades. En Breaking, escrita por el director Abi Damaris Corbin y el dramaturgo británico Kwame Kwei-Armah, protagoniza a un marine estadunidense retirado y al borde del abismo, cuando un sistema gubernamental defectuoso le niega el acceso a sus beneficios por discapacidad. Su as bajo la manga es decir que colocó una bomba en una oficina de gobierno.

“Lo que todos recordaban del hombre de la sudadera gris (se refiere al marine) era lo sereno, lo educado y respetuoso que era”, dijo Boyega sobre su personaje, que también viste una sudadera gris clara, tal vez en solidaridad inconsciente con él. Quiero que la gente mire para aprender sobre lo que le pasó a Brian (el protagonista); lo que enfrentó, afirma.

Se trata de una de las mejores actuaciones de su carrera. Está demacrado, magullado y completamente abatido, aparentemente sin vida debido a un sistema que le ha dicho repetidamente que su voz no importa. La historia ilumina un aspecto desafortunado de las experiencias de muchas personas, de vivir al margen de la sociedad, tema que preocupa a Boyega.

En junio de 2020, el londinense pronunció un discurso energizante en la protesta Black Lives Matter en su ciudad natal. Hablando apasionadamente en un megáfono, el entonces joven de 28 años expresó su propia angustia: Necesito que entiendas lo doloroso que es esto, gritó, recordar todos los días que tu raza no significa nada. Casi al instante, su discurso se volvió viral. Su acto de unidad lo consagró como una celebridad firmemente consciente de las injusticias de la sociedad.

Semanas más tarde, volvió a aparecer en los titulares después de hablar públicamente sobre La guerra de las galaxias después de hacer su debut en The Force Awakens (2015). Boyega descubrió que su personaje, Finn, estaba marginado a medida que avanzaba la franquicia. Criticó públicamente a Disney por su trato a los actores de color.

Franqueza

Ustedes (Disney) sabían qué hacer con Daisy Ridley y con Adam Driver, declaró a la revista GQ, expresando sus frustraciones. Pero cuando se trataba de John Boyega, lo sabes todo. Su franqueza conmocionó a la industria, tan raro era escuchar a un actor hablar en contra de su poderoso empleador. Afortunadamente, los resultados de esa actitud fueron positivos. Cuando Moses Ingram se enfrentó al abuso racista después de protagonizar Obi-Wan, la compañía se apresuró a defenderla y criticó el comportamiento de los fanáticos, apoyo abierto que Boyega no sintió cuando estaba en la misma posición.

Tres años después, tiene sentimientos encontrados sobre su discurso Black Lives Matter y la atención que recibió. No me obsesiono con eso, dice. Siento que es algo muy comentado; te bloquea de tu propia experiencia. A veces ni siquiera sé qué decir, pero definitivamente creo que me ha ayudado a organizarme. Boyega tiene preocupaciones sociales, pues ha visitado escuelas y organizaciones juveniles en todo Londres en su tiempo libre, hablándoles a los jóvenes negros y viendo cómo puede ayudarlos a mejorar sus experiencias.

Nacido en Camberwell, el histrión creció en las cercanías de Peckham de padres nigerianos; una madre que trabajaba como cuidadora y un padre pastor pentecostal, así como dos hermanas mayores. Permanece cerca de su familia.

Después de más de una década a la vista del público, ¿se siente diferente para él al estar de vuelta en casa, en Peckham? Se le pregunta. ¡Maldita sea, así es como sé que sí se hicieron ricos, se irían! Suelta un repentino estallido de risa. Ustedes parece ser el término colectivo de Boyega para los periodistas, y no necesariamente cariñoso. Claramente, encuentra incrédula la idea de sentirse fuera de lugar en sus lugares prefamosos del sur de Londres. “No es así“, asegura, su boca todavía tiene una sonrisa divertida. Nunca he tenido un desapego de casa que me haga sentir diferente. Nunca he vivido correctamente en Los Ángeles.

Pese a su éxito, Boyega es refrescantemente no-Hollywood. Aunque la actuación le es importante, es un trabajo: seguir el método y vivir en el papel las 24 horas del día, los siete días de la semana, no es una opción. Me lo quito como si fueran calcetines, señala, encogiéndose a medias.

La entrevista con Boyega se dio días antes de la entrega de los pasados premios Óscar, ceremonia en la que actores negros como Danielle Deadwyler, Viola Davis y Lashana Lynch, no fueron reconocidos por la academia estadunidense. Semanas antes, sólo los blancos fueron premiados en los galardones ingleses Baftas, lo que generó críticas sobre lo poco que se ha avanzado. Cuando una institución te reconoce, obtienes mucho más reconocimiento y oportunidades en el futuro, afirma. Mucha más gente ve tu proyecto. Creo que, para aquellos que se ven a sí mismos dignos, deberían ser nominados por lo que trabajan duro. Se refiere a sus compañeros negros.

En 2020, Boyega recibió un Globo de Oro por encarnar a un policía en Red, White and Blue, tercera película de la antología histórica de Steve McQueen, Small Axe. Sin embargo, por mucho que vea su logro con orgullo, Boyega admite que agregar a su colección de elogios no le pasa por la cabeza. Se trata más de que ustedes tengan interés, vengan y vean las cosas que hago, razona.

Pese que a la experiencia estuvo lejos de ser idílica, La guerra de las galaxias todavía ocupa un lugar especial en su corazón, y recuerda con cariño los momentos al lado de sus compañeros de reparto.

Trabajar con Daisy, construir esa química con Óscar Isaac, fue increíble. Esos son los momentos en los que siempre pienso y que sigo atesorando hasta el día de hoy.

Es imposible predecir el género o el tipo de papel en el que verás a Boyega a continuación. Creo que deberíamos fijarnos en quién está encasillando y encasillando a los actores debido a la raza, tuiteó. No en hacer ajustes extraños para ellos. Nos enfocamos continuamente en lo que tenemos que llevar a cabo para que no hagan esto o aquello. Somos NEGROS y eso es todo.

Breaking está disponible en Prime Video.

Traducción: Juan José Olivares

Enlace a la fuente

Notas relacionadas

Salma Hayek en los Globos de Oro con dulces mexicanos

Chis Mexico

Director disidente iraní es excarcelado dos semanas por enfermedad

Chis Mexico

Miley Cyrus lanza su álbum ‘Endless Summer Vacation’

Chis Mexico